Cruella: Un estimulante viaje al punk y al glam Rock con 101 dálmatas como excusa


 Tengo que decirlo, estoy extremadamente contento con Cruella y eso que tras los diez primeros minutos de película me iba a encontrar  con otro producto típico Disney, pero entonces aparece Emma Stone y todo cambia. Porque Emma nació para dar vida a este personaje en esta historia de origen que bastante mas mala leche que Maléfica y mucha mas calidad en todos los sentidos que el resto de Live Action de la casa del ratón.

Cruella nos cuenta la historia de Estella, una niña con un temperamento tirando a malo, que ve como muy pronto se queda huérfana y es acogida por un par de niños ladronzuelos con los que crecerá buscando el sueño de ser diseñadora y encontrándose de cara con un ser despreciable al que todos llaman La Baronesa.

Si, esto es una historia de origen de 101 dálmatas, pero si esperas ver algo que se parezca lo mas mínimo al live action anterior, estás completamente equivocado, porque lo que tenemos aquí no es una villana en sí, sino una antiheroe y durante toda la película nos llevan por el camino del gris, que es donde mejor se desenvuelve Stone en esta película. Otra cosa es Emma Thompson, que esta mujer es puro terror, uno de los personajes mas malvados de una cinta Disney a la que interpreta de manera magistral.

Todo esto a ritmo de Punk Rock de los setenta y mucho glam, creando una atmosfera creible en un mundo totalmente de comic, pareciéndose mucho este Londres a una mas sofisticada Gotham de Tim Burton. En general una delicia que no te puedes perder, así que corre al cine.

Publicar un comentario

0 Comentarios