La Templanza: Una mastondóntica producción de Prime Video que se queda un poco corta en fuerza

Por fin, y decimos esto porque La Templanza iba a ser la primera serie española de Amazon Prime Video aunque finalmente no fue así, ha llegado la adaptación de la novela de María Dueñas (El Tiempo entre Costuras), una adaptación que en principio iba a realizar Atresmedia hace seis años y que finalmente el gigantes del streaming y de la venta online ha estrenado. Hoy os contamos que nos ha parecido esta nueva producción nacional La Templanza.

Ambientada a finales del siglo XIX, narra la historia de Mauro Larrea y Soledad Montalvo, un hombre y una mujer hechos a sí mismos cuyos destinos están a punto de converger en un lugar y un tiempo fascinantes. Empezando por las tumultuosas comunidades mineras de México en el siglo XIX, pasando por los elegantes salones de la más exclusiva sociedad londinense, para llegar a la vibrante Cuba de la trata de esclavos y, de allí, a un Jerez glorioso en el que se encontraban las bodegas más importantes del mundo, la historia habla sobre la superación de la adversidad y sobre cómo encontrar nuestro lugar en el mundo.

Con Susana López Rubio como coordinadora de guion y con Javier Holgado de coguionista, esta adaptación de la novela de María Dueñas, una drama romántico de época con todos sus elementos necesarios, toma un camino muy diferente a lo visto en el libro que le da nombre, mucho más televisivo y haciendo la historia de ambos personajes principales algo más lineal para su desarrollo en la pantalla pequeña de lo que aparece en la obra adaptada. Además, es una serie bastante espesa y que merece la pena no consumirse de forma maratoniana e ir dejando un tiempo prudencial para asentar esta legendaria historia amor que ha protagonizado de forma excelente Leonor Watling y Rafael Novoa.


Sin duda, Prime Video ha tirado la casa por la ventana y encontramos una producción faraónica con grandes medios y donde no se ha dejado nada en el tintero, aunque desgraciadamente esa fuerza presupuestaria se queda algo corta en lo que el desarrollo de la historia se refiere, falta algo de fuerza a la hora de contarnos la historia. Muchas veces encontramos momentos increíbles pero que no tienen continuidad en el tiempo y, a veces, los propios episodios se hinchan y deshinchan como un globo.

Todos los que disfrutan de una bonita historia de amor de época lo harán claramente con esta adaptación, pero un poco más de chispa no le hubiera venido mal.


Publicar un comentario

0 Comentarios