Pelé: El documental que se merece el mejor jugador del mundo pero que se queda corto




Netflix
es especialista en documentales deportivos, ya flipamos en su momento con la serie basada en la exitosa vida deportiva de Michael Jordan, El Último Baile, y ha sabido moverse bien con otros títulos delicados a otros genios como Tony Parker. Así y todo echábamos de menos un sentido homenaje al mejor futbolista de la historia como es Pelé. Por fin, el futbolista tiene su celebración como mito del deporte aunque creemos que se queda un poco por debajo de lo que le haría justicia.

Centrado en el Mundial de 1970, pero recorriendo toda su carrera deportiva, el documental sobre Pelé que el mismo jugador y sus más allegados relatan junto a noticias de la época y sonidos de hace más de medio siglo se desarrolla en una única entrega de casi dos horas, pero se queda corta. Es cierto que se toca toda clase de asuntos, desde los problemas que Brasil tuvo políticamente hablando con la dictadura que durante varios años sufrió el pais sudamericano hasta los problemas que la gran fama supuso para el futbolista, pero creemos que todo se hace muy por encima de lo que se podía haber hecho, dado la figura y transcendencia de aquella mítica figura.

En el terreno futbolístico es donde más cuidado se ha tenido, trayéndonos mucho de los mejores momentos del futbolista con un gran trabajo de documentación.

Es verdad que se intenta traer al Pelé más humano, pero el documental está un poco faltó de relumbrón y todo se normaliza demasiado con un estilo lejano al visto en otros documentales deportivos. No negamos lo difícil que el recopilar datos haya podido ser por el momento temporal, pero algún escalón más podría haberse subido en dicho sentido.




Por cierto, preocupante el estado de salud reflejado del futbolista tras sus operaciones de cadera y que nos trae un personaje bastante alejado del buen estado de salud de los últimos años. Esperemos que solo sea algo temporal.

Publicar un comentario

0 Comentarios