Black Beach: La mejor película española del 2020 a la que Netflix ha dado una segunda oportunidad




El cine es, sin lugar a duda, uno de los grande damnificados de la actual pandemia. Muchas pequeñas joyas, algunas incluso estrenadas en el cine, se han visto abocado al desatre económico al no gozar de un año 2020 de estrenos normales. Una de esas grandes películas ha sido Black Beach, que ahora tiene una segunda oportunidad en Netflix. Una producción española bajo la dirección de Esteban Crespo (Amar) que nos ha dejado con los pelos de punta.

Carlos, un alto ejecutivo a punto de convertirse en socio de una gran empresa, recibe el encargo de mediar en el secuestro del ingeniero de una petrolera americana en África. El incidente está poniendo en peligro la firma de un contrato millonario.
Pocas películas en los últimos años han conseguido llenarme tanto como Black Beach, la aventura africana de Raúl Arevalo y Candela Peña que podría pasar por un gran thriller norteamericano siendo un producto patrio. Y es que tanto la historia, como ela desarrollo de su personajes como la forma tan directa de mostrarnos los hechos que se van sucediendo es mucho más que digna merecedora a la seis premios Goyas, todos menores, a los que opta.




Su forma de narrar unos hechos que nos parecen familiares son de las mejores armas con las que cuenta Black Beach. Un cuento africano lleno de denuncia, de historias personales que desgraciadamente no ha conseguido cautivar al espectador quizás por la mala gestión del marketing publicitario. Una joya que ahora tiene segunda oportunidad.

Publicar un comentario

0 Comentarios