SWEET HOME: Una de monstruos coreanos con cierto olor a Evil Dead


 Monstruos coreanos y mucha sangre en la nueva serie de Netflix, Sweet Home.

 
Si eres amante del Gore, estas de enhorabuena, ya que ha llegado a Netflix, Sweet home , una serie coreana en la que una vez mas un grupo de personas normales, siempre dentro de la normalidad de los personajes de las series coreanas, se tienen que enfrentar a un fin del mundo, en esta ocasión, de la mano de una infección que te convierte en un monstruo hambriento de carne humana.

Sweet home es una historia coral de terror sobre los habitantes de un edificio de apartamentos en modo colmena que una noche es atacada por una especie de virus mutante y como las diferentes personalidades del edificio se enfrentan a este desastre nacional, una vez mas.


La serie es un poco batiburrillo de ideas que ya hemos visto antes, por un lado en Tren a Busan, pero en esta ocasión cambiando a los zombies por unos seres un poquito asquerosos, por otro lado una clara influencia de la saga de Sam Raimi, Evil Dead y sobre todo una declaración de amor a la hemoglobina y el gore. La de litros de sangre que se pueden ver en el primer episodio ya superaría a las de otras series en varias temporada.

En el terreno visual, pues aquello en ocasiones parece como si estuviéramos viendo un videojuego de play3 pero no de los buenos, si, digamos que los efectos digitales dejan bastante que desear. En cuanto a los personajes, pues tenemos una colección de arquetipos básica como suele ser costumbre en estos casos. Lo mejor de la serie sin duda, su ritmo, no paran de ocurrir cosas en ningún momento, pero al mismo tiempo también puede ser uno de sus problemas porque no terminas de empatizar con ninguno de sus protagonistas. 

En conclusión un entretenimiento facilón para amantes del gore y del cine de terror oriental, 

Publicar un comentario

0 Comentarios