La vida que queríamos: Una reflexión en pareja sobre aspiraciones y sueños

De Alemania, con la dirección de la novel Ulrik Kofler, nos llega un interesante drama sobre los deseos y sus consecuencias, en este caso, en la relación en pareja. La Vida que Queríamos pone el acento sobre el tema de la fertilidad, incrementado por problemas conyugales en un drama pausado e interesante que nos ha entretenido bastante.

Una pareja que se enfrenta a problemas de fertilidad ve cómo su matrimonio se pone a prueba en unas vacaciones en un centro turístico de Cerdeña.

Sabéis ese dicho que dice "querías caldo, pues toma dos tazas". Este sería el resumen del argumento de esta cinta calmada y reposada sobre una pareja que decide evadirse de su mundo cotidiano en una idílicas vacaciones, intentando olvidar el deseo de ser padres, para toparse con una familia con la que entablan una peculiar amistad que llevará los anhelos y problemas casi a un punto sin retorno.

A pesar de ser un título bastante lento en su desarrollo, pero no abusando de sobreexplicaciones, La Vida que Queríamos consigue absorber al espectador gracias a pequeños momentos que se salen de esa normalidad y que son los eje de la película. A todo esto ayuda la duración justa de una cinta, hora y media, que de otra manera podría haber caído en el aburrimiento.

Fácil de ver y llena de sentimientos, la cinta es una clara reflexión sobre la familia actual, la sociedad y los deseos más íntimos de una pareja involucrada en un mundo que parece estar contra ellos.

Publicar un comentario

0 Comentarios