30 Fancine: Festival de Cine Fantástico Universidad de Málaga. Día 3, Largometraje a Concurso, Informativa y Ganadora en Fancine.


 13/11/2020


Estamos a las puertas del fin de semana, y eso el Fancine lo sabe, nuestro querido evento sube la apuesta con una serie de títulos de relumbrón, y como es evidente, nos hemos lanzado a la vorágine, entre los presencial y lo online, para traeros en la medida de los posible, y como prometimos, la mayor parte de secciones que lo componen.

Por eso de equilibrar, y buscando cierto exotismo en la elección, nos lanzamos a una particular vuelta al mundo, de Indonesia a Reino Unido, para completar oferta con la Informativa, teniendo siempre presente las películas a concurso, y alguna ganadora en Fancine. Empezamos hoy mismo a darle caña al catalogo online, del cual tendréis reseñas en los próximos días.

Mañana llega Quentin Dupieux, un clásico del Festival, que no podía faltar en este 30 Aniversario, y muchas más ofertas que podéis consultar en la WEB, donde igualmente podéis adquirir vuestras entradas.

<Más información en WWW.FANCINE.ORG y en redes sociales>

Somos F de Fancine, Somos Fusion Freak.


- Largometrajes a Concurso:

ARCHIVE

La Ciencia Ficción quizá sea el género más arriesgado al que acercarse, por la cantidad de tópicos que suele acumular, entre el homenaje y la simple copia, requiere siempre realizadores con enorme talento, que de verdad sean capaces una visión propia y genuina.

A partir de su propio guión original, el realizador Gavin Rothery debuta con una historia ambientada en 2038, en la que la búsqueda de un comportamiento robótico que sea verdaderamente idéntico a lo humano, es el objetivo de un ingeniero científico torturado con la muerte de su esposa.  

Portando un cuidado diseño de producción, Rothery equivoca tanto sus ideas sobre Inteligencia Artificial, como los complejos detalles emocionales, que se complican profundamente, en la relación del protagonista con las caprichosas máquinas, argumentos que desarrolla de manera torpe recurriendo a una serie de tópicos muy poco convincentes, los cuales no se esfuerza ni en disimular.

Si a esto añadimos un giro final catastrófico, que echa por tierra todo lo expuesto previamente, y un actor principal perdido en la propia inconsciencia de su realizador, solo nos queda salvar la localización nipona y helada de un escenario casi único, y unos más que interesantes efectos especiales, por mucho que estén al servicio de un producto tan baldío.

Finalmente, da la impresión que Rothery ha llegado tarde con 'Archive', el peso y la cercanía de otras obras superiores, como 'Ex-Machina' (2014), la alejan de una mayor consideración, y más aún, de formar parte de ese grupo de títulos exclusivos del género realmente recomendables. 






- Sesión Informativa:

GUNDALA

Mucha culpa, en el buen sentido, tiene Joko Anwar de que el cine Indonesio se sitúe en el mapa, su gusto por los géneros más populares, supone en parte un plan trazado para colocar bandera de una cinematografía tan exótica como desconocida.

Tras el relativo éxito, hace apenas tres años, de la muy competente 'Pengabdi Setan', una inquietante pieza de terror deudora del 'Phantasma', Anwar se aventura con el cine de superhéroes, sin abandonar ese costumbrismo marca de la casa, que sirve para humanizar a sus personajes, lo cual la dota de una sorprendente identidad.

Con una pronunciada intensidad dramática, Anwar maneja los estereotipos del género, como una banda sonora tan convincente como prestada, con una economía de medios limitada, expresada en unos efectos visuales escasos, más centrado en coreografías marciales, pero con el entusiasmo necesario para al menos, intentar hacer participe al espectador de su particular fantasía.

La antes mencionada humanización de los personajes, reside en unos actores comprometidos y cercanos, de nombres impronunciables en su mayoría, Tara Basro, actriz fetiche del realizador, se corona de nuevo como la reina de una función, al servicio de un héroe con electrizantes poderes, heredados de la naturaleza, y puestos al servicio del pueblo.

Lo que resulta menos estimulante, es esa extraña moral de la que hace gala el film, que seguramente, tiene sentido en un país como Indonesia, pero que visto aquí, resulta entre ridículo y desconcertante, sobre todo cuando ocupa uno de los pilares argumentales, de este curioso y entretenido ejercicio heróico.

Finalmente, esta adaptación del cómic de Harya Suranimata, (desconozco quién es, pero su deja escribir) es demasiado modesta para llegar a grandes audiencias, pero porta ese encanto que posee lo culturalmente ajeno, e incluso se permite dejar la puerta abierta a una futura franquicia, uno de los momentos en el que se permite ser profundamente ambiciosa, más allá de sus propias limitaciones.



- Ganadoras en Fancine:

LET THE CORPSES TAN (2017)

Es curioso como el esfuerzo de algunos directores, por obtener un producto genuino y original, puede deformar tanto su prisma, hasta el punto de anular cualquier convencionalismo en favor de un enfoque particular.

Los realizadores Hélène Cattet y Bruno Forzani, dejan que estos cadáveres se bronceen al ritmo de varios géneros, de entre los que destaca el Western, como piedra angular de una forma expositiva sumamente experimental, que transcurre a lo largo de una interminable y tensa jornada criminal.

Una excéntrica pintora vive en una finca medio derruida, en una zona costera apartada, con su ex marido, un escritor venido a menos, su actual amante, y tres invitados pintorescos, los cuales, aprovechando que van al pueblo a hacer la compra, asaltan un furgón cargado de lingotes de oro.

La presencia de un reloj continuo, martilleando y crispando los nervios del espectador más paciente, se puede hacer soportable mientras la luz del día, y el concepto sucio y polvoriento toma el control de una situación, pero que se vuelve especialmente insufrible cuando cae la noche, y los demonios de lo incomprensible , sumados a una estética sumamente hortera, hacen acto de presencia.

Si a esto añadimos la total ausencia de empatía con unos personajes odiosos, las continuas y bizarras ensoñaciones de su protagonista, de las que solo se puede rescatar la mítica composición del maestro Ennio Morricone, muy presente en la BSO, podemos concluir estar frente a un film profundamente fallido, al que posiblemente, un poco de contención, habría podido equilibrar los defectos inherentes a cualquier producción, multiplicados e intensificados aquí de forma maligna y consciente.


Publicar un comentario

0 Comentarios