Oscuro Deseo: Cogiendo el testigo de 365 días pero sin tanta polémica




Oscuro Deseo no es la típica producción mexicana, un thriller con mucha carga sexual que está entre una evolución de 18 episodios de telenovela, muy entretenida e irreverente, y con la suficiente carga erótica, está vez en los rostros de Maite Perroni, Erik Hayser y Alejandro Speitzer, para que un público ávido de este tipo de producto quiera hacer varios maratones para terminarla.

Oscuro Deseo no es 365 Días, ni quiero serlo, pero si tiene el suficiente tono erótico festivo para crear una expectación a la que Netflix nos tiene abonado en los tiempos actuales.




Asesinatos, relaciones pasionales y sobre todo un buen acabado es lo que nos trae este producto mexicano que juega a convertirse en uno de los tantos thrillers de este tipo que encontramos en nuestro país y que termina irremediablemente por absorberte, aunque mucho de lo que veamos ya nos suene bastante.

Netflix ha abierto la veda y sabe que la polémica vende, tal vez con Oscuro Deseo será nada más que una pequeña polémica pero mejor que hablen de uno, aunque sea mal, que no hablen.


Publicar un comentario

0 Comentarios