7 reglas y características de Hogwarts que nos cuesta bastante entender

El colegio de magia y hechicería Hogwarts, es uno de los mejores del mundo en su especialidad, pero tiene unas reglas complicadas de entender. 


Corría 1997 cuando llegaba a las librerías británicas Harry Potter y la Piedra Filosofal, la primera historia del niño que sobrevivió escrita por la británica J. K. Rowling. Ella era la puerta abierta a un nuevo mundo lleno de magia, aventuras, monstruos y una nueva mitología que arrasó en ventas en todo el mundo en los siguientes años, y que llevó a una saga de películas que continúan en este momento mas de 20 años después.

Como sabéis si habéis vivido en este mundo en las últimas décadas, la acción transcurre en su mayor parte entre las paredes del colegio mas prestigioso de magia y hechicería del mundo... y por lo que se ve el único de Inglaterra, asi que ahora vais y os quejáis de la masificación en vuestra universidad o instituto. 

Este colegio es cualquier cosa menos un sitio normal, en primer lugar, existe la segregación de manera oficial y ademas es aceptada sin rechistar por nadie, pero es que ademas tiene unas reglas y características  que no llegamos a entender demasiado. En la entrada de hoy, vamos a hablaros de siete de ellas... aunque hay muchísimas mas. 

7.- A los alumnos se les divide a los 11 años por sus rasgos de personalidad... PARA SIEMPRE.

Lo de las casas mola mucho por los uniformes, por los test de móviles, porque nos permite sentirnos identificados con unas mas que con otras, pero poneros a pensar realmente que significa... Llega el primer día de colegio, tienes 11 años, y un sombrero te dice quienes van a ser tus amigos para el resto de tu vida en función de la personalidad que tienes en ese momento. Vamos a ver... yo con 11 era idiota, probablemente hubiera ido a Slytherin pero tíos ahora con 45 soy un tipo majo y mas bien tontete, iría a Hufflepuff. Pero no... aquí a los 11 te marcan de por vida y una casa que son los malos y en la que te pueden meter con 11 años.  ¿Nadie en el mundo mágico se ha dado cuenta de que esto es una locura?

6.- Nadie, ni siquiera los profesores pueden entrar en los dormitorios de otra casa.

Otra cosa que mola por el tema contraseñas, intimidad etc... pero estamos hablando que nuestro tiempo libre lo tenemos que pasar allí con la misma gente durante 7 años y no con alguien de otra casa que lo mismo te cae mejor que el tipo que ronca a tu lado. Si es que este sistema está pidiendo a voces que peleen entre ellos, es lo mas competitivo que podrás leer en un libro infantil, y ahí esta nos gusta a todos. Pero es que si te pones enfermo solo en el salón y un profesor quiere entrar a socorrerte, como no se el de tu casa, la tienes cruda porque tampoco conocerá la contraseña.


5.- A alguien se le ocurrió que era una buena idea montar el colegio junto a un lago plagado de criaturas asesinas y un bosque llenos de monstruos.

Sabemos que los cuatros grandes magos que dan nombre a las casas, crearon Hogwarts, pero si algo tengo claro, es que Salazar Slytherin fue el que eligió el sitio. Porque hay que ser mala persona para montar el colegio justo en ese sitio. ¿No había otra parcela alejada de cientos de cosas que pueden matar a un niño?  Ahora me dirás... para eso están las reglas que dice Dumbledore cada año y yo te contesto... con Harry esas reglas funcionaron de p... madre.

4.- ¿Por qué no hay baños en los dormitorios o salas comunes?

En los libros hemos descubierto una cosa que probablemente tenga su solución en el mundo mágico, pero si son las tres de la mañana y te despiertas con ganas de orinar... mientras que sales de tu casa, atraviesas los pasillos, evitas algún fantasma etc... Te lo haces encima... ¿Por que no pusieron baños en las casas? Probablemente habrá algún conjuro tipo agüantus maximus para que te de tiempo a llegar, pero si no es así... estamos ante un problema de diseño.

3.- Está prohibido deambular por la noche por el castillo...

Lo que nos vuelve a llevar al punto anterior.. si no hay baños en las casas, y los baños están fuera de las mismas y no está prohibido andar por el castillo de noche... Lo de orinar a las 3 de la mañana digamos que es poco menos que misión imposible.

A todo esto, el conserje te despiertes a la hora que te despiertes, está vigilando el castillo, pero es que de día también... Para ser un ser  no mágico, resulta que se mantiene despierte eternamente sin ningun problema... Creo que tiene tanto estrés por el café que tiene que tomar ese hombre.


2.-  El tamaño de las salas comunes no cuadra.

Estamos hablando de que todos los niños mágicos de Inglaterra van a este colegio, asi que allí tiene que haber un montón de niños en función a lo que vemos de adultos en el ministerio. A lo que sumamos que cada año entran mas. Habéis visto la sala común de Gryffindor, ahí no cogen tantos niños, de hecho solo había unos pocos sillones, así que el resto le toca estar de pie o sentados en el suelo.

1.- La copa de la casa tiene un sistema de puntuación como mínimo sospechoso.

Como sabéis si los integrantes de una casa hacen cosas buenas reciben puntos, si las hacen mal, los pierden. Al final del curso se suman los puntos y el que mas tenga gana la copa de la casa. Pero leyendo los libros vemos que los puntos se dan y quitan  de manera aleatoria por los profesores siguiendo la norma norma no escrita de "lo que me salga de los coj..." 

Y bueno si en tu casa esta Harry, ya hará Dumbledore malabares para que ganes la copa de cualquier forma.

No obstante y pese a todas estas cosas raras, aun estoy esperando a que me llegue mi carta de Hogwarts. 

Publicar un comentario

0 Comentarios